El turismo odontológico se abre paso más allá de nuestras fronteras

El turismo odontológico se abre paso más allá de nuestras fronteras

Brasil abrió la puerta hace ya un buen número de años a lo que se ha dado en llamar el turismo médico estético, es decir, es el país al que muchos de nuestros compatriotas han viajado para realizarse tratamientos estéticos, en calidad de turistas, aprovechando el gran atractivo turístico que posee y al que se une la ventaja de que es uno de los países que más alta calidad tiene en cirugía plástica y medicina estética del mundo.

Además, y, por supuesto, a unos precios sumamente inferiores a los de nuestro país. Unos años más tarde se abrió paso en Turquía el turismo capilar y actualmente son países como Hungría, Rumanía o la República Checa los que están a la cabeza del turismo dental, desde España, por su gran ventaja económica.

Viajar a un país extranjero en el que no te manejas bien en su idioma o lo desconoces totalmente, del que ignoras su normativa en materia odontológica, su normativa sanitaria, el nivel de profesionalidad o el estado en que se encuentra la titulación del profesional, entre otros problemas, es un tanto arriesgado. Esto es así puesto que, aunque en un principio ningún tratamiento tiene porque salir mal, sin embargo, en el hipotético caso de que así sucediera y no saliese como estaba planificado, el paciente se queda en un limbo jurídico, en el que las posibilidades de que salga adelante una posible reclamación son mínimas o nulas.

En España y con el fin de evitar una desprotección jurídica del paciente, lo cierto es que existe la figura del Defensor del paciente odontológico, la cual fue creada por el Consejo General de Colegios de Odontólogos y Estomatólogos para casos de conflictos entre pacientes y profesionales, así como un Código de derechos de los pacientes y usuarios de salud bucodental. Un código que, como no puede ser de otra forma, está unida la clínica dental Mesiodens, una clínica que os recomendamos por ser de total confianza para llevar a cabo vuestros tratamientos dentales y que fue creada por el doctor Milton Caravaca, hace más de 25 años. Cuenta, además, con un equipo de profesionales multidisciplinares altamente cualificados especializados en ortodoncia, periodoncia, prevención, estética dental, ortodoncia invisible, implantes, cirugía maxilofacial, odontopediatría, endodoncia, estudios microbiológicos…

Los tratamientos más demandados por el turista que visita otros países para llevar a cabo sus tratamientos dentales suelen ser aquellos que pueden realizarse en un corto periodo de tiempo, que no necesitan demasiadas revisiones periódicas o que su tratamiento no sea demasiado sencillo, pues, en este caso, por su escaso valor económico no merecería la pena, por lo que, en esta lista de los más demandados, entre otros, estarían:

  • Colocación de implantes dentales. Actualmente el novedoso sistema de implantes de carga inmediata permite al paciente la posibilidad de colocación de una prótesis provisional fija en un plazo menor de 48 horas, pudiendo colocarse el número de implantes que precise el paciente, que puede ser desde un implante unitario hasta una arcada completa, o los que sean necesarios para poder servir de apoyo en la colocación de una prótesis.
  • Blanqueamiento dental en una sola sesión o LED. Es uno de los tratamientos estrella para aquellas personas que buscan una sonrisa blanca y rejuvenecida. El tiempo de duración varía, pero suele durar entre media hora y sesenta minutos. Según el número de tonos que se desee blanquear. En un mismo día se puede realizar el proceso de una a tres veces, siempre que estén separadas por un lapso de tiempo que determinará el profesional.
  • Restauraciones estéticas dentales para dientes afectados por caries, traumatismos, etc. mediante la utilización de carillas dentales realizadas con nuevos materiales y sistemas adhesivos especiales que permiten una fijación más duradera.

¿Qué ofrece el código de derechos de los pacientes y usuarios de salud bucodental?

A lo largo del post os lo hemos mencionado, sin embargo, para que lo conozcáis mejor, a continuación, os detallamos algunos de los puntos clave a los que tiene derecho un paciente:

  • Ser explorado convenientemente para descubrir cualquier tipo de patología estomatognática detectable por medios incruentos e indoloros.
  • Ser informado y aconsejado sobre la posibilidad de beneficiarse de exploraciones complementarias o adicionales que permitieran un diagnóstico más preciso y conveniente, así como su rendimiento, riesgos y coste.
  • Recibir del facultativo dentista una información detallada y clara sobre las posibilidades terapéuticas a su patología, junto con su pronóstico, temporalización, expectativas, calidades alternativas, riesgos y presupuesto.
  • Ser informado sobre las circunstancias, incidencias o particularidades de un servicio clínico que pudieran modificar las expectativas o costes inicialmente previsibles.
  • A recibir una información veraz, razonable y suficiente sobre el diagnóstico, pronóstico y tratamiento con antelación suficiente para poder reflexionar con calma antes de decidir libre y responsablemente si consiente la práctica de cualquier actuación profesional o no.
  • Negarse a un tratamiento, excepto en los casos determinados por la ley. En este caso dicha negativa ha de constar por escrito.

Deja un comentario