Las prótesis dentales, necesarias en muchos mayores

Las prótesis dentales, necesarias en muchos mayores

Recuerdo cuando era pequeña una anécdota bastante graciosa con mi abuela. Tenía seis o siete años y fui muy contenta a contarle que se me había caído un diente y que iba a venir el Ratoncito Pérez. Mi abuela me comentó que lo dejara en la mesilla porque tenía mucho trabajo y así lo hacía más deprisa que si lo dejaba debajo de la almohada. Entonces, yo le pregunté si había muchos niños a los que se les caían los dientes. Y mi abuela me contó que los dientes no solo se les caían a los niños, también a los mayores. Yo no me creía eso que me estaba contando, así que a ella no se le ocurrió otra cosa que quitarse la dentadura postiza para enseñarme que ella no tenía dientes. Y yo me asusté muchísimo y empecé a llorar porque yo no quería no tener dientes. Es una de las anécdotas graciosas que tengo con ella y que siempre recordamos en mi familia, pero también una imagen que se me grabó en la memoria.

Pues bien, os explico esta anécdota porque en este artículo vamos a hablar de las prótesis dentales, necesarias en muchos mayores, así como vamos a descubrir los diferentes tipos de prótesis. Y es que es importante conocer que existen multitud de opciones diferentes por si en el futuro se presenta la necesidad de optar por una prótesis.

“Las prótesis dentales son necesarias para recuperar la calidad de vida de muchos pacientes, especialmente cuando tienen pocas (o ninguna) pieza dental. Las hay removibles o fijas y escoger entre los distintos tipos dependerá de las necesidades de cada paciente”, confirman desde Gabel Dental, centro de referencia al sur de Madrid, concretamente en Móstoles.

Tipos de prótesis dentales

Como decíamos anteriormente, existen diferentes tipos de prótesis dentales y optar por unas u otras dependerá de las necesidades de cada paciente. Es importante que siempre te dejes aconsejar por tu dentista de confianza para escoger el tratamiento más oportuno para tu caso, pero nunca está de más conocer que existen varias alternativas y opciones.

  • Prótesis parcial removible

Las prótesis parcial removibles, como su propio nombre indica, son unas prótesis que se retiran y se mueven, pero únicamente las partes que no estén atornilladas o cementadas en la boca. Este tipo de tratamiento odontológico se diseña para que los pacientes puedan suplir ausencias de piezas dentales sin afectar a la estética y a la comodidad. Se diseñan y fabrican de manera personalizada para cada caso, pero no están aconsejadas para aquellas personas que hayan perdido todas las piezas dentales.

  • Prótesis completa removible

Las prótesis completas removibles, como su propio nombre indica, son de quita y pon, por lo que los pacientes se las pueden quitar y poner cuando deseen. Aunque sin ellas la estética se ve afectada, así como pueden presentar alteraciones en el habla.

Este tipo de prótesis se aconsejan para aquellas personas que han perdido todas las piezas dentales, ya que la prótesis se apoya sobre la mucosa a través del contacto directo. La propia prótesis junto a la humedad de la mucosa genera una fuerza de fijación que hace que la prótesis se sujete en la boca. No obstante, suele ser habitual que la prótesis se mueva o incluso se caiga durante el habla o la masticación, especialmente cuando se presenta atrofia ósea.

Si a pesar de todas las indicaciones anteriores no conoces este tipo de prótesis, para que caigas en el tipo es aquella que los mayores se suelen quitar para dormir.

  • Prótesis fija sobre dientes naturales

Las prótesis fijas sobre dientes naturales, permiten conservar algunas piezas de dientes naturales, mientras que otras piezas son coronas o puentes. Este tipo de tratamiento es una opción segura y eficaz para mejorar la estética bucal, ya que se ocupan los huecos de las piezas ausentes o deterioradas por multitud de patologías como caries o bruxismo.

Este tipo de tratamientos son fijos, es decir, no se pueden poner y quitar al antojo del paciente. Se confeccionan a medida en función de la anatomía y necesidades de cada paciente, ya que se conservan algunos dientes naturales. Es por ello, que este tratamiento tan solo está indicado para personas que presentan ausencia de algunos dientes, pero no de todos.

  • Prótesis fija sobre implantes

Otro tipo de prótesis son las fijas sobre implantes, que al igual que el tratamiento anterior no se puede quitar y poner. En este caso, las prótesis se fijas sobre implantes, normalmente se colocan atornillas o cementadas, ya que los implantes cumplen con las funciones de las raíces naturales de los dientes.

Con este tratamiento odontológico se restaura la dentadura para conseguir una buena estética, pero también para mejorar la calidad de vida de los pacientes al mejorar la masticación.

  • Prótesis removible mucoimplantosoportada

Y el último tipo de prótesis del que vamos a hablar en este artículo es de la prótesis removible mucoimplantosoportada. Un tratamiento que al igual que el anterior se sujeta a la mandíbula mediante unos implantes dentales, pero que en este caso es removible, es decir, se pueden quitar y poner.

Los implantes que sujetan la prótesis suelen tener forma de tornillo y se colocan junto a los huesos para que se integren de una manera natural. Las ventajas de este tratamiento es que a pesar de ser una prótesis removible al ajustarse a la boca a través de los implantes presentan mayor sujeción que otros tipos de prótesis removibles. Por lo que puede ser la opción perfecta para todas aquellas personas que quieren tener una prótesis estable que no se les mueva demasiado o incluso se caiga.

Estos son los principales tipos de prótesis dentales, pero como hemos indicado con anterioridad en este artículo, optar por un tratamiento u otro dependerá de las necesidades de cada persona. Por lo que es importante que pidas consejo a tu dentista de confianza que te recomendará el tratamiento más adecuado a tus gustos y necesidades.

Deja una respuesta